domingo, 2 de septiembre de 2012

Central térmica de Aliaga [NUEVAS FOTOS]

Este lugar que os voy a mostrar guarda un especial recuerdo para mi: Fue el primer lugar abandonado que visité, en 2007. Mis amigos Nacho y Roberto de Zaragoza me llevaron allí a "pasar la tarde", y desde entonces no he parado de visitar lugares abandonados.


Las fotos que tomé aquella tarde fueron publicadas en este blog el 28 de Octubre de 2008, convirtiéndose en una de las 5 entradas más populares del mismo. Dichas fotos estaban tomadas con una cámara de 3 mp y sin trípode, y de la central solo vimos la parte inferior, apenas exploramos sus entrañas.

En abril de 2012, 5 años después, volví a la central junto a Ricardo y Miguel Ángel, ésta vez bien provistos de nuestro equipo fotográfico (linterna, WT, trípode y por supuesto nuestras cámaras) y nos dispusimos a atacar la central como se merecía.


Lo que veréis a continuación es el mismo reportaje que se publicó en 2008, pero reeditado, con las fotos substituidas y con muchas, muchísimas partes de la central que en anterior reportaje no se podían ver. De esta manera no se pierden los comentarios originales ni las visitas de la primera entrada.

------------------oo------------------

La Central Térmica de Aliaga fue en su tiempo la más grande de España. Se empezó a construir en 1948. Se obtenía energía a partir de la quema de diferentes tipos de carbón, sobre todo lignitos, extraídos en las minas locales.




Las vagonetas y los camiones convergían desde diferentes minas. En aquella época nadie hablaba de la contaminación.



Esta central fue termoeléctrica, y era propiedad de la compañía "eléctricas Reunidas de Zaragoza" (ERZ). Fue integrada posteriormente en el grupo ENDESA.




En su día fue la central más moderna de España, contando con una sala de calderas de 76 metros de longitud y 38 de altura. Contaba además con un pequeño embalse sobre el río Guadalope, el cual servía para la refrigeración de la planta.



La central supuso un importante revulsivo económico para el municipio de Aliaga y toda la comarca que llegó a contar con 2.000 habitantes, la mayoría de los cuales vivían de la producción eléctrica y de las minas de carbón.



En 1958 el carbón de las cuencas próximas empezó a escasear y se tuvo que transportar por carretera, lo que incrementó considerablemente los costes de producción de la central.



Después del cierre de dichas minas, el carbón venía de Utrillas, Bajo Aragón, etc. El abandono de la térmica se produce en 1982, tras 30 años de funcionamiento, y supone el éxodo de la mayor parte de la población.



Queda nostalgia de aquella época de actividad industrial, pero los hijos de aquellos trabajadores, en general, encontraron más futuro en su nueva ubicación (Zaragoza).

(foto original del primer reportaje)

Así como en otras localidades mineras se buscaron alternativas a la industria minera (en Andorra o Utrillas, por ejemplo), en Aliaga no fue así.

Este es su estado, en la actualidad.
**Localización de Florenx y Club CELA.


Tras un buen madrugón y unas cuantas horas conduciendo, llegamos y la observamos, sigue estando ahí, como un gigante dormido que nos aguarda...

Avanzamos lentamente por el camino de entrada mientras el monstruo se hace grande poco a poco.


Aunque el tiempo no acompaña, nos damos una vuelta por fuera...




Visitamos una pequeña construcción que daba cobijo a las bombas de agua:




Visitamos el pequeño vestuario que hay justo enfrente de la central, en cuyo interior encontramos uno de los detalles más curiosos de este abandono: Las taquillas de los trabajadores aún conservan, en su mayoría, el nombre de su inquilino:
Vista de la central desde la ventana de los vestuarios

Accedemos a la central, por la puerta principal hallamos la sala grande, desprovista de maquinaria, eso sí:



Todavía se conservan las chimeneas, de tamaño imponente:

La de la izquierda no os recuerda a un cohete espacial?



Aquí es donde conectamos los walkis y cada uno se marcha a explorar siguiendo su instinto, yo personalmente giro a la derecha y encuentro unas duchas, supongo que de emergencia.


Una especie de horno...


Y un pequeño almacén:

Me meto por sus tripas:



Llego a la zona bautizada por Miguel Ángel como "el cementerio", donde encuentro una escalera en bastante mal estado, por la cual decido no subir.

"el cementerio"



Encuentro otras escaleras, estas sí que parecen seguras, así que subo!


Una vez arriba...


Hallo una estancia que correspondía a la zona de la sala de control de la central.

 
Los huecos en el suelo eran las canalizaciones de los cables a los pupitres de control de cada uno de los grupos.(información facilitada por un lector anónimo. GRACIAS!!!)


 

Papeles y documentos de la época, el billete para mi viaje al pasado:



Y llego a la estancia donde se divisa la enorme puerta metálica, que 5 años después de mi primera visita a Aliaga sigue colgando, suspendida en el aire por unos cables de acero...




Sigo avanzando en linea recta y paso a la parte izquierda de la central, que consiste en una nave enorme de iguales dimensiones que la anterior, pero voy al revés que antes: He entrado por la parte de arriba y lo primero que hallo es un pasillo ancho bastante tenebroso:


 Miro a un lado y diviso unas escaleras y unos lavabos:


Entro al servicio:





Vistas desde la ventana:



Salgo de nuevo al pasillo y desde un agujero diviso la enorme nave que tengo debajo:



Encuentro una escalera y, aunque tengo un poco de vértigo, me decido a subir.


He llegado a una pasarela que discurre por lo alto de la nave, gracias a esta posición puedo hacer esta foto:


Voy para abajo: Llego al suelo de la nave industrial y este es el panorama:


 Me voy hacia el final de la nave y encuentro una zona de carga.

Donde una vieja reliquia me entretiene durante un rato. Decido cambiar de objetivo y fotografiar algunos detalles.


Hierro, óxido y el paso del tiempo...genial combinación!
 


 Desde donde estoy, por un agujero veo la parte trasera de la central:



Quizá no lo parezca, pero ya llevábamos muchas horas deambulando por la central, así que va llegando la hora de marcharse...

Un último vistazo (o debería decir una última visita?) me permite descubrir un pasillo, y en una de sus puertas, la cocina, escondida en la planta principal:


Ahora sí, llega la hora de marcharse y de dejar atrás la vieja central.


Lleva muchos años abandonada y es uno de los lugares abandonados más conocidos de España, incluso es conocida por exploradores de otros países de Europa que han viajado hasta Aliaga para visitarla.


El invierno dará paso al verano, y tras el calor volverá a venir el frío. La central seguirá ahí, como un fantasma escondido en la niebla esperando recibir alguna que otra visita de algún curioso que, aunque sea por unas horas, le vuelva a dar vida.

Para ver el reportaje de Ricardo, haz click AQUI
Para ver el reportaje de Miguel Ángel, haz click AQUI

Hasta pronto!







31 comentarios:

PEGASA dijo...

Sin palabras. No me podía ni imaginarme que esto exista. Y luego dicen que tienen que hacer edificios nuevos y no utilizan los que abandona ni le dan ninguna utilidad. Que fuerte me parece. Ver para creer. Pero claro si le dijeran algún grupo de utilizarlo seguro que pondrían trabas par acabar con la panciencia de cualquiera.

nino dijo...

horabuena me parece un reportaje genial

Anónimo dijo...

Impresentables los ministerios, que no ponen medidas para que estos edificios acaben su ciclo de vida.
hay que poner una solucion en la centra pero YA !!!

Anónimo dijo...

muy buenas fotos, soy de alcañiz y tengo pensado visitar la central un dia de estos.

Pedro dijo...

Me encanta ir cuando puedo a la central, es un sitio increíble y pienso que tendrían que haber hecho un museo con el edificio o algo que lo hubiera conservado.

Alegolu dijo...

Genial reportaje, muy buenas fotos.
Saludos!!!

fotoabandonos dijo...

Aliaga es uno de esos sitios de culto para la fotografía de abandonos.

Quizá es de esas catedrales del olvido que más impresiona, ya que el tiempo pasa por sus muros implacable, haciendo que las grietas recobren la vida de ese emplazamiento.

Es un pedazo de historia alejado del mundanal ruido, que mira desde su escolta de montes y cerros como la vida sigue impacable su transcurso inapelable.

Aliaga. Firme señorío de un legado que aguanta firme su destino inebitable. Los muros acabarán cayendo pero nadie sabe si por su propio peso.

Un saludo y un honor acompañarte en esta visita.

Kordo dijo...

Genial re-visita Umpi.
Imagino que volver al origen de todo ha sido toda una experiencia para ti. Volver al lugar donde se prendió en ti la chispa por recorrer e inmortalizar estos lugares. Por recuperar lo olvidado. Por recordar el pasado. Sin duda habrá sido emotivo. Y yo que me alegro.

Un abrazo!

JuanRa Diablo dijo...

Unas fotos alucinantes de un lugar sobrecogedor.

Me ha impresionado verlo en pantalla, ¡cómo debe ser recorrerlo!

Un abrazo, Umpi. (Tiempo sin vernos ;))

Viajero Asturiano dijo...

Muy guapas las fotos! Me recuerdan a mi visita hace casi un año.

BlaN dijo...

te he hecho un poco de publi de estrangis! jaja he enlazado tu blog a una noticia que he redactado hoy, seguramente luego la publiquen en soychile.cl (lo que no sé es si ahí conservarán en enlace)
http://tenyten.com/#saber-divierte-conoten/el-ser-humano/1496/efectos-de-fotografia-para-ver-mas-alla-de-la-realidad
:)

Juanichi Marin dijo...

Impresionante el lugar fantásticas fotografías como el reportaje buenos encuadres y con muchos detalles y texturas un saludo

Anónimo dijo...

Como curiosidad :
Lo que llamáis oficinas en una parte del reportaje, corresponde a la zona de la sala de control de la central, y los huecos en el suelo eran las canalizaciones de los cables a los pupitres de control de cada uno de los grupos.

Umpi dijo...

Gracias por la información, anónimo!!

Con tu permiso actualizaré esa parte de la entrada!

Bernardinas dijo...

Magnífico trabajo. Yo me limité a merodear un poco y darle un toque soviet a la ruina. Pero esto es impresionante. Enhorabuena.

Juan Ortega dijo...

que envidia de fotografias,estas sembrado. Yo fui hace unos dias de casualidad y fue lo mejor del dia. Me traje algunos papeles de los primeros años de funcionamiento, tienen informacion interesantisima. Si vais, llevad casco y linterna, mucho mucho cuidado con las vidrieras, son la muerte. Me dijeron el el pueblo, que unas montañas enormes que vi, eran la ceniza de los 30 años de funcionamiento. Normalmete se preocupan y lo tapan con tierra para que la vegetación crezca, pero se ve que en aquel entonces ya estaban con recortes. Otra cosa que me dolio mucho ver, es la cantidad de aceite de motor que hay en la sala de bombas, justo al lado del embalse de Aliaga. Mejor no pensar todo el mal que esa central ha podido hacer, quemando el carbón de peor calidad, con mucho azufre, sin ningun filtro de desulfuración. Mejor no pensar que me pongo malo. Por cierto hace poco cero tambien la central de Escucha, en unos años estara desmantelada y tal vez podamos tirar unas fotos +1 +1 +1 +1 +1

Anónimo dijo...

Te han faltado las fotos de las carboneras y de todos los departamentos del pesaje y distribución del carbón, pero buen reportaje

Anónimo dijo...

Y las fotos son poemas

sther dijo...

Gracias por las fotos. Nosotras fuimos visitadoras de este edificio, pero con apenas un móvil casi sin batería...ahí que puedes imaginar la importancia de vuestras fotos. Y sí, siempre pensamos que tenía (aunque hace ya mucho) materia para convertirlo en edificio de interés histórico. Un amigo historiador, hace ya más de diez años, recogió y codificó toda la documentación que aún había en la zona de oficinas y se la entregó al Ayuntamiento de Aliaga para que no ser perdiera toda su historia adp morir los mayores. El albergue está en la antigua casa del gerente de la Central, que la donó al pueblo. Y después están la barriada de las casas de sus trabajadores, que ahora son de vacaciones...uf! Gracias de veras

sther dijo...

Ha sido una han sorpresa! Cuando la visitamos apenas llevábamos un móvil sin batería...Nos ha encantado poder tener este magnífico reportaje. Un amigo historiador rebuscó en su día entregando múltiple documentación de la Central abandonada al Ayuntamiento para que no se perdiera y contribuir a la memoria histórica. Gran y hermoso trabajo. Gracias

cristina ynigo dijo...

Muy buen reportaje, es un edificio magnífico, una pena el abandono, ahora parece ser que no hay dinero, pero estas muestras de arquitectura fabril se debían de recuperar, como sitios de interés, museos, historia a fín de cuentas. El otro día EL PAIS publicó un reportaje muy similar. GRACIAS

Anónimo dijo...

Me parece fantástico q haya personas con la sensibilidad necesaria para nuestra historia no caiga en el olvido.
enhorabuena

paloma dijo...

Gracias por todas las fotos y la informacion, mi aburlo trabajo alli y en la foto de loa vestuarios sale su nombre (R.Sancho) gracias me ha hecho mucha ilusión! !!

Anónimo dijo...

Reportaje fotografico & informativo y documental fabuloso , ....

Luis Antonio dijo...

Quién la ha visto y quién la ve...Conocí esa térmica en plena actividad y me apena verla en estas condiciones ruinosas. La vida es así. Todo tiene un principio y un fin. Veraneo en Aliaga.
Enhorabuena por el reportaje fotográfico.
Saludos

Capi Villegas dijo...

Interesante reportaje con muy buenas fotografías...lugar de interés para visitar

Capi Villegas dijo...

Impresionante reportaje y muy buenas fotografías lugar digno de visitar

ana ruberte dijo...

mi padre, mi abuelo y mas gente de mi familia y conocidos trabajaron en esa central. Dio mucha vida a Aliaga, Aldehuela (que es donde realmente esta situada la central) y Santa Barbara, habia muchas familias viviendo alli, ir alli todavia puede cautivarte con su encanto, recuerdos y gente que sigue manteniendo la union con esa etapa de sus vidas

Anónimo dijo...

Buenas tardes;

Mis mas sinceras felicitaciones por el reportaje. Espectacular! Gracias. ME ha servido de inspiración para organizar un viaje de visita. En breve pasaremos a saludar a este gigante del tiempo. Una pregunta, ¿Qué objetivo utilizaste para las instantáneas de los interiores? Parece un angular... pero cual? Yo también soy aficionado a la fotografía y me gustaría introducirme en la fotografía de interiores de edificios abandonados. Gracias, un saludo! ;)

Dani Gil dijo...

Hola!

El objetivo es un Tokina 11-16 y la cámara una Sony ALPHA350.

La fotografía de interiores es espectacular. Ánimo con esa afición!! Te va a encantar!!!

Abel Guerrero dijo...

Yo he ido esta mañana y me ha encantado

Sí eres aficionado a la fotografía...

No te pierdas el juego creado por mi amigo Oriol!!